Por: José Verbitzky.
Alumno del Centro Educativo CEPI




Ilustración: Paulette,
Alumna de la Escuela Manuel Bartolomé Cossío

 

El 24 de marzo celebré la fiesta de Purim. Es una festividad judía en donde se piden dulces en las casa de los amigos o vecinos y nos disfrazamos para espantar a la gente. Es como el halloween y se celebra antes de vacaciones porque si no, no vamos a poder festejar. Yo escogí este alo ir disfrazado de mi cantante favorito que es Bob Marley, aunque ya se murió por fumar droga. Me puse un gorro con rastas y una camiseta con una foto de él impresa y me pintaron una barba negra. Fue ¡muy divertido!