Por Edgar Pérez Bustos.
Alumno del Centro Educativo CEPI



Ilustración de Karen
Alumna de la Escuela Dr. Porfirio Parra

Si yo fuera Don Quijote pelearía contra un robot volador que al mismo tiempo se convierte en un gran depredador y que a los lados tuviera hachas para matar a sus oponentes y que cuando peleara, sacara todas sus armas poderosas y nucleares, bombas atómicas cargadas a través de un mecanismo solar.

Mi vestidura sería de hierro con acero y tendría mi espada de oro y sería el más poderoso del mundo.

La pelea sería en el coliseo romano y en el lugar donde vamos a pelear sería adornado con rosas y al ganarle a mi oponente me respetarían como todo un rey.

O tendría una reina quien me apoyaría en mis triunfos y derrotas y que esa mujer fuera Paula, la reina de Don Quijote de la Mancha.

regresar